Lunes a Viernes de 8:00 a 19:00h
963950076
601308374

¿Cuáles son las 8 ramas del Yoga?

¿Cuáles son las 8 ramas del Yoga?

Las 8 ramas del yoga, y más concretamente del Ashtanga Yoga, quedan descritas en el segundo capítulo de los Yoga Sutra de Patanjali, los antiguos textos fundacionales del yoga, escritos por el sabio Patanjali en el siglo III a. C.

Conocer estas ocho ramas del yoga va a ser algo fundamental para cualquier practicante de yoga, y especialmente para aquellas personas que se dedican a la enseñanza de esta amplia y demandada disciplina.

A partir del Sutra II.29, se describen las 8 ramas del árbol del yoga, cada una de las cuales va a representar una etapa en el camino que ha de seguir todo yogui hacia su realización personal.

En este artículo te explicamos cuáles son estas diferentes ramas del yoga, y el significado de cada una de ellas para ayudarte en tu camino hacia la paz interior y el conocimiento del mundo del yoga.

¿Quién fue Patanjali?

Patanjali fue un pensador hindú, autor del libro Yoga-sutra, un importante texto sánscrito compuesto por aforismos (sutras) sobre el yoga, su práctica y todo lo que lo rodea.

Se cree que vivió en el siglo III a. C., aunque se trata de un dato que no se puede establecer con claridad.

Las 8 ramas del yoga de Patanjali

Las 8 ramas del yoga de Patanjali

Comenzamos hablando, en general, sobre las 8 ramas del Ashtanga yoga. Ashto significa ocho, y anga significa rama o etapa.

Patanjali asigna 8 ramas al árbol del yoga, y en cada una de estas ramas se representa una etapa en el proceso de realización de una persona practicante de yoga.

Estas personas han de avanzar en el orden establecido para que, con el yoga, según Patanjali, se alcance una perfecta imagen, sabiduría y espiritualidad mostrada de la misma forma que se desarrolla un árbol.

Todos los árboles tienen el mismo objetivo, y es poder alcanzar la luz para poder desarrollase adecuadamente.

Así, cada especie cuenta con una serie de características individuales que le permiten crecer hasta su potencial máximo.

Sin embargo, los diferentes sistemas de Yoga son únicos, aunque todos tienen el mismo cometido: crecer hacia el aclaramiento y el desarrollo personal.

Estas 8 ramas del yoga son las siguientes, y a continuación nos centraremos en cada una de ellas:

  • Yamas
  • Niyama
  • Asanas
  • Pranayamas
  • Pratyhara
  • Dharana
  • Dhyana
  • Samadhi

Las primeras 5 ramas se corresponden con prácticas externas, mientras que las 3 últimas son prácticas internas o de meditación.

Yamas

Los Yamas son los mandamientos que los practicantes de yoga han de cumplir y seguir, con el objetivo de comprender la esencia del yoga. Van a girar en torno a cómo interactuamos con las demás personas y con nosotros mismos.

Nos vamos a encontrar con 5 Yamas:

  • Ahimsa: se relaciona con la no violencia, con no matar, y en general, con no hacer daño a las personas y seres que nos rodean. Esto incluye tanto la violencia física como la verbal. Se centra en la importancia de tratar a todos los seres con respeto, amor y compasión. Resulta importante también que para saber amar y respetar a los demás, primero se debe aprender a amar y a respetar uno mismo.
  • Satya: hace referencia a la verdad, a la honestidad y a la sinceridad con uno mismo y con el resto de personas. Busca que se hable siempre con la verdad, y tener en cuenta que esta no debe tener un impacto negativo en quien la escuche.
  • Asteya: se refiere a no robar, a no aparentar y a no pretender ser algo que no somos, es decir, a aceptarnos tal y como somos. No se debe quitar la riqueza de otros a través de acciones o palabras. Los bienes de las demás personas son sagrados, y son suyos porque así se ha decidido. Esto incluye tanto lo material como lo inmaterial (el tiempo de otras personas, su autoestima, su ilusión...)
  • Brahmacharya: se refiere a no dejarse llevar por instintos o impulsos, haciendo que no malgastemos energía y reservándola para otros cometidos más importantes. Aquí se incluyen los impulsos sexuales, la agresividad, la euforia... Supone que debemos apuntar todas nuestras acciones hacia la unión con Brahman, que significa nuestra realidad absoluta.
  • Aparigraha: hace referencia al sentimiento de no querer acaparar o codiciar más de lo necesario. No hace falta acumular bienes excesivos y riquezas para poder vivir de manera plena y digna.

Niyama

Rama del Yoga - Niyama

El Niyama es otro código de conducta, pero que únicamente se centra en nosotros mismos, haciéndonos eliminar lo malo que albergamos en nuestro interior, y modificando nuestros hábitos y pensamientos para poder disfrutar del momento presente.

Dentro del Niyama vamos a encontrar 5 códigos que se refieren a la purificación personal:

  • Saucha: se refiere a la transparencia de una persona, a su pureza y a la limpieza de todo su ser. La mente de una persona ha de ser limpia, así como su persona, obteniendo dos purificaciones diferentes, la interna y la externa. La externa se realiza con prácticas de aseo personal, y la interna se realiza con las prácticas de Shat Karma.
  • Santosha: se centra en que estemos siempre contentos. Se debe mantener una actitud de satisfacción con lo que tenemos, y aprender a que la vida es un proceso de crecimiento personal en todo momento, tanto en los buenos momentos como en los malos.
  • Tapas: se refiere a que todo lo que hagamos, lo debemos hacer con ganas y entusiasmo. Indica realizar un esfuerzo en todas las circunstancias de la vida, con el objetivo de alcanzar una meta definida. Se va a tratar del esfuerzo consciente por lograr la unión con la Divinidad.
  • Svadhyaya: es la lectura de uno mismo y su autoestudio, y que ayuda a desarrollar la autoconciencia y la autocomprensión. Va a ser la acción de entender los temas relacionados con el desarrollo espiritual de nosotros mismos, en un proceso donde se enseña a la mente a reflexionar leyendo textos sagrados, y fomentando el autoestudio. Supone ser conscientes de todas las acciones personales que llevamos a cabo, y cuestionarse por qué las realizamos.
  • Ishvara Pranidhana: es la devoción y el agradecimiento que se muestra hacia el poder superior y hacia la madre tierra. De acuerdo con el Raja Yoga Sutra 1.24, Ishvara es un Ser Supremo, al que no le afecta ninguna acción, fruto de acción, o sensación interna de deseo o codicia. Se trata de aceptar a la entidad suprema como ejemplo, siendo la meta de nuestro destino final unirnos con este ser absoluto. En este sentido ayudan mucho los Mantras.

Asanas

Las asanas son la tercera rama del yoga, y se trata de las posturas que se realizan en la práctica de cualquier clase o sesión de yoga. Se trata de posturas físicas que ayudan al cuerpo a prepararse para la meditación profunda.

Pueden, además, ayudar a desarrollar el equilibrio, la elasticidad o la resistencia muscular, y equilibran la energía del cuerpo y la limpian ofreciendo estabilidad a nivel físico, mental y emocional.

Además, una postura cómoda y estable va a ser fundamental para poder alcanzar estados de meditación intensos durante largo tiempo.

Pranayamas

Rama del Yoga - Pranayamas

Pranayama se refiere al control de la energía vital, a través de la consciencia de la respiración.

El Prana, que es la energía vital, fluye a través de los nadis, que son los canales energéticos, y a través de los 7 centros energéticos principales que recorren nuestro cuerpo, y que son los Chakras.

En cada respiración que realizamos, nuestro cuerpo absorbe Prana, y junto al control de la mente y de los pensamientos, nos ayuda a regular nuestra energía interna.

Por lo tanto, esta cuarta rama del yoga se va a centrar en técnicas de respiración y ejercicios que pretenden insuflar energía al cuerpo, calmar la mente, y ayudar a alcanzar un estado de relajación.

Pratyahara

La quinta rama del yoga, Pratyahara, se centra en el aislamiento de los sentidos del momento presente, llevando a la mente lejos de todas las distracciones externas que puedan perturbar la paz de la persona, y orientarlos hacia el interior de uno mismo.

En esta rama del yoga nos encontramos en un punto en el cual debemos emplear la respiración (Pranayama), como puente para acceder al Pratyahara, empezando así el viaje por el interior de cada persona.

Va a ser importante conseguir el dominio sobre el cuerpo propio, para poder desarrollar una conciencia energética de nosotros mismos.

La mente y la conciencia deben desconectar de cualquier distracción externas que pueda existir a través de los sentidos, para poder ver desde el interior y llegar a conocerse cada uno o una.

[CURSOYOGAONLINE]

Dharana

Con la sexta rama del yoga, Dharana, entramos en los estados puros de meditación. En este caso, Dharana se refiere a centrar la concentración de la mente en un solo punto en concreto, y permanecer centrados en ese punto que hemos escogido.

El punto que escojamos en esta rama va a poder ser un objeto material, como una vela o una manzana, un símbolo, un mantra o nuestra propia respiración.

Se debe intentar no crear un sentimiento obsesivo en mantener la atención en el punto que hemos escogido y de manera forzada, ya que ello va a poder llevar a un estado de rigidez haciendo que se pierda la consciencia del momento presente.

Hay que dejar que el enfoque realizado con la mente sea relajado, y a través de la práctica y la dedicación, poco a poco se podrá ir alcanzado un estado de fusión mental con ese punto escogido.

Algo que puede ayudar a comenzar con la práctica de Dharana es el cultivo de la conciencia de la respiración consciente cada día.

Dhyana

Rama del Yoga - Dhyana

Dhyana, la séptima rama del yoga, tiene el significado de meditación, y está enlazada con la sexta rama que acabamos de ver.

Se trata de intentar alcanzar un estado de meditación profunda, donde nuestra personalidad quede relegada a un plano secundario, dejando todo el protagonismo a nuestra alma o espíritu.

En este punto, la concentración es del todo fluida y sin interrupciones. Si queremos hablar acerca de las diferencias entre Dhyana y Dharana podremos decir que:

  • En Dharana la mente fluye hacia un objeto concreto, pero con otros pensamientos que se intercalan y aparecen.
  • En Dhyana la mente fluye hacia ese objeto sin otros pensamientos que aparecen, de forma que se establece un continuo.

En esta rama del yoga se va a detener el tiempo, y la concentración, la noción del tiempo y del espacio se van a perder.

Cuando conseguimos llegar al estado de Dhyana, es cuando encontramos muchas explicaciones y respuestas a cuestiones e inquietudes que antes no podíamos llegar a entender sobre nuestra persona.

Samadhi

Llegamos a la octava rama del yoga: Samadhi. El significado de Samadhi es el de absorción total, siendo un estado en el cual se pierde la conciencia de uno mismo, considerándose la meta del viaje y la llamada cima de la montaña de la conciencia.

También se puede considerar como un estado de máxima consciencia, pero de no pensamiento y sin acción de la mente, que lleva a alcanzar la verdadera libertad del espíritu.

Nos vamos a encontrar con dos tipos de Samadhi:

  • Savikalpa samadhi: es un estado de trance, que se puede asemejar a una visión o experiencia extrasensorial, que aparece y desaparece de forma inesperada, ya que no se tiene control sobre la misma. Tras varios años de práctica de la meditación, se llega al segundo tipo de Samadhi que veremos a continuación.
  • Nirvikalpa samadhi: será aquel estado en el que la entrada y salida de este trance, es de manera voluntaria y casi sin esfuerzo.

Estas son las 8 ramas del Ashtanga yoga, y se trata de conceptos que toda persona aficionada a esta disciplina, ya sea principiante, avanzada o trabaje como monitor o monitora de yoga, debe conocer para ver el camino a seguir y, que de esta forma, los beneficios alcanzados mediante la práctica de esta disciplina sean visibles de la mejor manera posible.

Formación reconocida

Formación reconocida internacionalmente



APTA VITAL SPORT ha sido beneficiaria del Fondo Europeo de Desarrollo Regional cuyo objetivo es mejorar el uso y la calidad de las tecnologías de la información y de las comunicaciones y el acceso a las mismas y gracias al que ha podido promocionarse a través de medios digitales para la mejora de la competitividad y productividad de la empresa, del 15/12/2020 al 31/01/21. Para ello ha contado con el apoyo del programa TIC Cámaras soluciones impacto covid-19, de la Cámara de Comercio de Valencia

TIC Camaras

Union Europea
Diputacio de València
Camara de Comercio de España
Camara de Comercio de Valencia