¿Qué es Animal Flow? ¿Resulta útil?

¿Qué es Animal Flow? ¿Resulta útil?

El animal flow es una tendencia fitness que lleva muy pocos años entre nosotros, pero que poco a poco ha ido ganando adeptos hasta convertirse en una actividad que se ha terminado impartiendo en algunos centros deportivos

Debido a la peculiaridad de su práctica, animal flow es una actividad diferente a todo lo que se ha planteado hasta el momento, aunque si quisiéramos buscar algún parecido con alguna disciplina, podemos decir que se trata de una actividad que combina elementos de la calistenia, el yoga, el Pilates y la capoeira.

Con todo ello, el animal flow pretende diferenciarse de otras disciplinas, buscando ser capaz de llamar la atención y de despertar la curiosidad de muchos deportistas.

Pese a que se trata de una tendencia en el mundo del fitness, como ocurre en otras ocasiones, puede darse el caso de una actividad como el Animal Flow no suponga en la práctica ninguna ventaja respecto a otros métodos de entrenamiento.

Por ello, siempre va a ser recomendable que cualquier profesional de este sector, como puede ser el caso de los entrenadores personales, sepan optar por añadir a sus competencias actividades deportivas que supongan una mejora real a la hora de buscar el progreso físico, contando así con mayor variedad de recursos a la hora de trabajar con sus clientes.

Veamos, pues, qué es el animal flow, qué beneficios nos puede ofrecer, algo de su historia, y si realmente supone un método de entrenamiento tan válido como parece serlo en un principio.

¿Qué es el animal flow?

Animal flow es un sistema de entrenamiento que consiste en realizar una serie de movimientos de manera fluida y conectados entre sí, con la particularidad de que imitan a los movimientos de los animales.

En el animal flow únicamente se emplea el peso corporal para trabajar la musculatura, de ahí su semejanza con la calistenia; y también, como hemos dicho, estos movimientos se realizan de manera fluida uno detrás de otro, de la misma forma que ocurre en Pilates o en una secuencia de asanas de yoga.

Entre estos movimientos que imitan a los animales, nos encontramos con algunos propios de cualquier entrenamiento físico, como son las sentadillas, los saltos, los empujes o los estiramientos, es decir, que en parte seguimos recurriendo a movimientos propios del ser humano.

Con todo ello, se consigue crear una sesión de entrenamiento en parte diferente a cualquier otra actividad, pero con las semejanzas de las disciplinas que hemos nombrado hasta ahora.

¿Quién es el creador del animal flow?

¿Quién es el creador del animal flow?

El creador del animal flow es Mike Fitch, un estadounidense profesional del ámbito del fitness con varios años de experiencia en el sector.

Además de crear el movimiento animal flow, también es creador de otras disciplinas basadas en el entrenamiento con el propio peso corporal.

Tras años creando entrenamientos con elementos como kettlebells, barras olímpicas y discos, un día decidió centrarse únicamente en los movimientos que podía realizar el ser humano solo con su propio peso, para poder entrenar su musculatura.

De esta forma ha creado un producto, con su propia marca, y que se ha encargado de comercializar y sacarle rendimiento económico.

¿Cuál es la historia del animal flow?

La historia del animal flow comienza cuando Mike Fitch empieza a fijarse en los ejercicios de la gimnasia clásica, en los cuales no se empleaba más que el propio cuerpo.

A estos ejercicios se le empezó a añadir elementos inspirados en otras disciplinas que emplean solo el peso corporal, como el parkour y el breakdance.

La unión de estos elementos tiene como fruto movimientos en los cuales se deben realizar equilibrios con los brazos y el hecho de establecer fluidez entre ellos.

Con todo ello, Mike empezó a percibir cierta semejanza entre esta nueva forma de entrenar, y los movimientos que realizan diferentes especies animales en la naturaleza.

Sobre la base de la mecánica corporal, la anatomía humana y los principales problemas posturales, Mike Fitch buscó la forma de integrar patrones de movimiento animal con otros movimientos centrados en el peso corporal propios de humanos.

Buscaba obtener respuestas y resultados específicos, con el objetivo de emplear estos movimientos animales para mejorar la función y la comunicación del ser humano, algo que, en un principio, puede carecer de sentido en este aspecto, ya que cada especie tenemos unos patrones característicos de movimiento y que nos definen de forma inequívoca, además de servirnos en nuestro día a día.

Beneficios del animal flow

Beneficios del animal flow

Los beneficios que el animal flow dice ofrecer son numerosos y destacan los siguientes:

  • Animal flow es una actividad física que permite ejercitarse desde un nivel básico, hasta un nivel más avanzado. Por ello no va a excluir a ningún deportista, sea cual sea su nivel físico.
  • Emplea patrones de movimientos naturales basados en animales de la naturaleza, lo que hace que se deban realizar algunas acciones a las que no está acostumbrado o preparado el ser humano, suponiendo así un nuevo estímulo.
  • El animal flow permite mejorar la flexibilidad de la columna vertebral, algo que puede resultar de utilidad especialmente en personas que se encuentran en la madurez y se encaminan hacia la tercera edad. Sin embargo, esto es algo para lo cual ya existen entrenamientos específicos, o actividades muy mayoritarias como puede ser el yoga o el Pilates.
  • Mejora la estabilidad corporal, ya que muchos movimientos se deben realizar en equilibrio con los brazos y las piernas, algo que nos va permitir mejorar, por ejemplo, nuestro sentido propioceptivo.
  • Permite mejorar el control del cuerpo, ya que deberemos mantener las posturas, además de conectarlas mediante diferentes movimientos. Nuevamente, esto es algo muy similar a lo que ocurre en Pilates o en yoga, donde la fluidez de movimientos y el control de los mismos es algo fundamental.
  • Permite fortalecer tanto la musculatura como las articulaciones. Esto es algo de gran importancia, ya que en muchas ocasiones una persona se centra en fortalecer sus músculos, obviando el trabajo articular. Un músculo fuerte que se mueve gracias a una articulación trabajada va a poder realizar un trabajo infinitamente superior que en el caso de contar con articulaciones débiles o dañadas.
  • Se va a poder realizar un trabajo completo de todo el cuerpo, desde la musculatura de los brazos, pasando por el tronco y terminando por las piernas.
  • En el animal flow no se va a ejercer impacto en las articulaciones.
  • Se puede practicar en casa, y sin la necesidad de tener que contar con equipamiento específico o con un gran espacio.
  • Es válido para personas de diferentes grupos poblacionales, desde jóvenes, personas con dolores musculares o articulares, personas mayores, personas que buscar recuperar la movilidad y la fuerza tras una lesión ya recuperada, deportistas experimentados, personas principiantes...

¿Qué tipo de ejercicios se incluye en animal flow?

A la hora de hablar de ejercicios de animal flow, lo vamos a hacer en dos apartados. El primero, de manera general nombrando los diferentes tipos de ejercicios y sus objetivos.

En el segundo, citaremos algunos ejercicios con nombre propio dentro de la disciplina del animal flow, y qué se busca conseguir con ellos.

Tipos de ejercicios en animal flow y sus objetivos

Los diferentes tipos de ejercicio que nos vamos a encontrar en animal flow son los siguientes:

  • Movilización de articulaciones: con estos ejercicios se busca movilizar las articulaciones, especialmente las muñecas, con el objetivo de ganar movilidad y flexibilidad en las mismas de cara a realizar los ejercicios en la sesión de entrenamiento.
  • Activaciones previas: consisten en posturas estáticas y sujeciones, que tienen el objetivo de establecer la conexión de nuestro cuerpo antes de la sesión propiamente dicha.
  • Estiramientos: como en cualquier otra disciplina deportiva, los estiramientos resultan fundamentales. Una vez ya hemos activado la musculatura en lo puntos anteriores, se deberá estirar empezando con movimientos animales, para ir avanzando hacia otro tipo de movimientos más amplios.
  • Travellings: se trata de una serie de ejercicios en los cuales vamos a realizar movimientos animales, y que pretenden mejorar nuestras funciones como animales humanos.
  • Transiciones y cambios: es lo que da nombre al flow, del término animal flow, ya que su significado es fluir o fluidez. Los cambios de postura deben ser fluidos y agraciados a lo largo de todo el entrenamiento, algo que va a permitir mejorar el control del movimiento y la coordinación corporal.
  • Flow: se trata de realizar una secuencia de movimientos animales conectados entre sí de manera fluida, combinando todo lo realizado anteriormente, y buscando obtener los beneficios que hemos nombrado respecto a la práctica del animal flow.

Generalmente, las clases de animal flow tienen una duración de 45 minutos, en los cuales se van realizando las diferentes fases mediante los tipos de ejercicios que acabamos de ver.

Ejercicios y posturas de animal flow

Como en cualquier disciplina, en animal flow nos vamos a encontrar con ejercicios propios y característicos, con un nombre y una forma correcta de realizarlos.

Es lo que se conoce como posturas de animal flow, las cuales permiten diferenciarlo y crear, así, un nuevo producto comercial.

Veamos, pues, algunos ejemplos de estos ejercicios específicos y posturas:

Underswitch: se trata de un ejercicio orientado para principiantes en animal flow, y consiste en girarnos, desde una posición de cuadrupedia en la que las rodillas se mantienen en el aire, de manera que efectuamos un trabajo de abdomen y de equilibrio.

Ejercicios y posturas de animal flow - underswitch

Scorpion reach: en este ejercicio partimos de una posición de v invertida, que nos recuerda mucho a la postura del perro de yoga. Se deberá elevar una pierna estirada, y llevar el talón hacia el glúteo del lado contrario a la par que se gira el tronco.

Ejercicios y posturas de animal flow - Scorpion Reach

The beast: es la posición básica dentro del animal flow. Consiste en colocarse en cuadrupedia, con los dedos de los pies apoyados en el suelo. En esta posición de deberá empujar hacia el suelo, y elevar las rodillas.

Crab reach: en este caso se pretende imitar el movimiento de un cangrejo, como su nombre indica. Se parte desde una posición de sentado, con las manos apoyadas por detrás de la espalda, y dónde se deberá elevar los glúteos del suelo. Una vez en esta posición, se levanta un brazo y se efectúa un giro de torso llevándolo al lado contrario por encima de la cabeza.

Ejercicios y posturas de animal flow - Crab reach

Front step: otro de los ejercicios básicos del animal flow, y adecuados para los principiantes. Consiste en partir desde una posición de The beast con la cadera atrasada y los brazos extendidos (como un león que se prepara sigilosamente para atacar), y efectuar un paso adelante avanzando una pierna y elevando un brazo. Se trata de un ejercicio muy válido para imprimir un carácter cardiovascular a una sesión de animal flow.

Ejercicios y posturas de animal flow - Front step

¿Resulta útil el Animal Flow?

En este punto ya conocemos a la perfección el producto animal flow, y hemos visto algunos de los principales ejercicios que se realizan en el mismo.

Lo primero que se debe decir respecto al animal flow es que los beneficios que ofrece son ciertos, pero también, como podremos observar, se trata de beneficios que podemos obtener con otros tipos de actividades físicas.

Sin embargo, lo que más llama la atención de esta actividad son sus “novedosos” movimientos adoptados de diferentes especies animales.

No debemos olvidar que los seres humanos somos una especie más en el inmenso reino animal, y como tales, también tenemos nuestros propios movimientos característicos y que nos definen como especie.

Estos movimientos que nos definen son los que hacen mejorar nuestras cualidades para afrontar cualquier situación del día a día, desde algo tan simple como subir unas escaleras cargando bolsas de la compra, hasta realizar cualquier tipo de entrenamiento deportivo.

Es por ello que, si se busca una mejora en el día a día de un ser humano, lo más adecuado sea trabajar en base a sus propios movimientos, que al fin y al cabo son los que va a utilizar a lo largo de su vida.

El hecho de crear una actividad en la que se incluyen los llamativos movimientos animales puede servir, además de para crear un producto diferenciador (y, por lo tanto, llamativo y más fácilmente vendible) para obtener los citados beneficios anteriormente, ya que ciertamente vamos a realizar un trabajo muscular y articular.

¿Pero nos servirá para mejorar en otros deportes o aspectos cotidianos?

Entrenamiento con movimientos naturales del ser humano

Entrenamiento con movimientos naturales del ser humano

Tras todo esto, podemos deducir que, como ser humanos que actuamos como humanos, lo más adecuado a la hora de realizar una actividad basada en el enfoque que pretende dar el animal flow, es buscar el entrenamiento con nuestros propios patrones de movimiento.

Como ocurre en el caso del animal flow, al entrenar de esta forma vamos a recuperar algunos movimientos característicos que hemos ido perdiendo ante el avance del sedentarismo en los países más desarrollados.

Debido a esto, a la hora de buscar una mejora tanto en el rendimiento deportivo como en nuestro día a día, va a resultar conveniente para cualquier profesional del entrenamiento y del fitness añadir a sus competencias una actividad en la que se entrenen estas características.

Somos seres humanos, con todo lo que ello implica, desde contar con una inteligencia superior a la de cualquier otro animal, hasta tener unos patrones de movimiento básicos y naturales que nos han acompañado desde nuestros inicios hace cientos de miles de años.

Entrenar esos movimientos es lo que nos va a hacer mejorar en cualquier aspecto de nuestra vida, y obtener exactamente los mismos beneficios que ofrece el animal flow.