Usted se encuentra en: »

Pilates: Cuerpo y Mente

La buena forma física

“La buena forma física es el primer requisito de la felicidad. Entendemos la buena forma física como el logro y el mantenimiento de un cuerpo uniformemente desarrollado, con una mente sana plenamente capaz de ejecutar de un modo natural, fácil y satisfactorio nuestras múltiples y variadas tareas diarias con un brío y un placer naturales.” (Volver a la vida de Joseph H. Pilates).

Cuando nacemos, a no ser que tengamos algún problema físico, nos movemos con naturalidad, realizando movimientos que hoy nos parecen impensables, pero que a la vez, propios del cuerpo, sin forzar, simplemente nos salen. A medida que nos vamos desarrollando, creciendo y por causas externas, sometemos a nuestro cuerpo a nivel físico a cargas excesivas, a posturas inadecuadas que afectan de manera grave a nuestro físico. El cuerpo que busca la comodidad y el bienestar habituándose a esas cargas y posturas que en un futuro generarán; contracturas, tensiones, problemas posiciónales,…etc

La Contrología reestablece la forma física

“La Contrología es la coordinación completa del cuerpo, la mente y el espíritu. Con la Contrología se adquiere primero un control completo sobre el propio cuerpo y, luego, con la correcta repetición de sus ejercicios, se obtiene de modo gradual y progresivo el ritmo y la coordinación naturales propios de todas las actividades inconscientes.” (Josep H . Pilates)

Cuantas veces estamos decaídos, sin ganas de hacer, vencemos la pereza, ejercitamos los músculos y nos encontramos mejor física y anímicamente. Bueno pues con Pilates no solo ejercitamos los músculos y nos encontramos mejor anímicamente sino que trabajamos para reestablecer el equilibrio físico-mental, ¿qué quiero decir con esto?; me he dado cuenta a través del tiempo que llevo trabajando con personas este método, que sino hay conexión cuerpo-mente el ejercicio no es el mismo. Suelo observar durante la colocación de los ejercicios, que sino estamos perfectamente conectamos en cual es el objetivo que pretendo alcanzar y los músculos que quiero trabajar, el cuerpo por comodidad o por debilidad tiene tendencia ha implicar otros músculos distintos a los que pretendíamos.

Esto lo considero lógico, ya que el cuerpo busca colocarse en sus posiciones habituales y utilizar aquellos movimientos que le resulten más cómodos, provocando si es de manera repetitiva, contracturas, tensiones etc. Por ejem .: Colocamos a una persona en posición del Half Roll Back, Empezamos a bajar hacia abajo llevando la cadera hacia atrás, durante ese movimiento debemos mantener los hombros colocados, el cuello estirado y el pecho ensanchado, sin embargo sino estamos pendiente de ello y no hay suficiente fuerza en el abdomen para soportar el peso de nuestro cuerpo vemos que hay tendencia en llevar los brazos hacia delante, elevando los hombros o estirar la cabeza hacia delante, provocando que el cuello haga fuerza para mantener el cuerpo sin caerse.

Pues bien, como comentaba antes cualquier ejercicio donde tengamos establecidos unos parámetros de movimiento y nos salgamos de ellos, bajo mi punto de vista, en esas situaciones el cuerpo busca lo habitual, lo que conoce, lo que no le supone tanto esfuerzo. Pienso que la persona esta habituada inconscientemente ha realizar ese tipo de movimientos, completamente incontrolados y que seguro le estén provocando sobrecarga. Con el Método Pilates buscamos reestablecer, reeducar el cuerpo a que vuelva a sus movimientos originales, naturales, donde el cuerpo esté sano y consiga moverse sin dificultades.

“La Contrología desarrolla el cuerpo de modo uniforme, corrige las malas posturas, restablece La vitalidad física, fortalece la mente y eleva el espíritu. En la infancia, con raras excepciones, todos disfrutamos de los beneficios de un desarrollo físico natural y normal. Sin embargo, al madurar, nos encontramos viviendo en un cuerpo que no siempre satisface nuestro amor propio. La carne flácida, los hombros cargados, los ojos hundidos en sus cuencas, los músculos reblandecidos y la vitalidad extremadamente reducida, cuando no inexistente. Y ello no es sino la consecuencia natural de no haber desarrollado uniformemente todos los músculos de la columna vertebral, el tronco, los brazos y las piernas en el curso de nuestras labores y trabajos diarios”(Josep H. Pilates)

Sesiones Individualizadas

Mi propia experiencia me ha llevado a la conclusión de que trabajar con una persona individualmente es lo más motivante, donde los monitores podemos observar los cambios en la persona más rápidamente. En el tiempo que llevo practicando Pilates a nivel individual he llegado a la conclusión de que tan importante es trabajar con la persona a nivel físico como a nivel psíquico. Me explico, cuando empiezo una sesión individual suelo hacerles unas preguntas relacionadas con su salud y problemas físicos de tipo; si duermen bien, si tienen molestias o dolor, operaciones, lesiones musculares..etc. La mayoría de personas con problemas físicos que les haya supuesto mucho dolor e incapacidad para su vida normal, tienen tendencia a la desconfianza si el método funcionara, al miedo ha hacerse daño, a no recuperarse y como consecuencia, el cuerpo actúa protegiendo la zona lesionada, contrayéndose o estando en tensión, lo cual genera más dolor.

De manera que, a medida que trabajo con ellos en ejercicios sencillos, de colocación, con movimientos suaves y pocas repeticiones, observo como responde el cuerpo a estos movimiento y le voy transmitiendo al alumno lo que observo, que si el cuerpo está tenso o nervioso por los movimientos bruscos, que si hace fuerza con otras zonas de su cuerpo diferentes de las que queremos trabajar…, si lo entiende, su cuerpo se relaja y el psíquicamente también, provocando que los ejercicios salgan con más fluidez y sin problema alguno, notando un cambio beneficioso en él en ambos sentidos.

Para mí tan importante es trabajar el cuerpo como la mente, sin el uno no existe el otro. Y aunque estos comentarios parezcan tener algo de misticismo, lo mejor es probarlo en uno mismo.
Atreveros pues, a realizar los ejercicios de Pilates sintiéndolos, estando pendientes lo que siente vuestro cuerpo cuando estas realizando lod ejercicios y notarás los ejercicios de diferentes maneras. ¡¡Para mi Pilates fue un genio!!

“Unos de los grandes resultados de la Contrología es la adquisición del completo dominio y control de la mente sobre el cuerpo” (Joseph H. Pilates)