Usted se encuentra en: »

Nuestro segundo Cerebro, el Abdomen

Nuestro segundo Cerebro, el Abdomen

El cuerpo es un tema por el que la mayoría de la población está muy preocupada. Con ello no nos referimos exclusivamente a cómo está nuestro organismo, si no que muchas veces priorizamos el aspecto externo de manera equivocada.

A continuación haremos hincapié en un músculo de vital importancia, que muy a menudo descuidamos, simplemente por el desconocimiento sus funciones principales. Se trata de las abdominales

Mucha gente dice que debemos hacer abdominales todos los días, otros que ocasionalmente porque sólo sirven para lucir una figura bonita.

Pues bien, entremos en materia y pasemos a detallar diversos ejercicios y qué efectos provocarán sobre nuestro cuerpo.

PAUTAS PARA SABER REALIZAR ABDOMINALES CORRECTAMENTE.

Lo primero que hemos de saber es no existe una única forma de trabajar nuestros abdominales, si no que existen multitud de tipos para tratar de fortalecerlos. De este modo podremos ejercitar toda la extensión de nuestros abdominales.

Hemos de ser conscientes que una mala ejecución podrá ocasional diferentes problemas de espalda, cuello, etc. por lo que resulta vital su realización con la técnica adecuada para no dañar otras partes de nuestro cuerpo.

Para ello, ejerce un papel fundamental tu entrenador personal, él mejor que nadie sabrá que ejercicio es adecuado y cuantas repeticiones te interesan hacer, además también te marcara las pautas de descanso necesarias para llegar a tu objetivo.

Como ocurre con cualquier músculo, no es recomendarlo trabajarlo todos los días, ya que también deben reposar. De lo contrario, al no recibir el descanso adecuado, podremos sobrecargarlos y lesionarlos.

No por el hecho de aumentar el número de ejercicios de abdominales quemaremos la grasa depositados en ellos. Lo que debemos hacer es combinar la realización de los mismos con una dieta saludable.

¿Para que sirven las abdominales?

Durante este punto trataremos de enumerar brevemente los principales efectos beneficiosos que entrañará para nuestro cuerpo la realización de ejercicios abdominales:

  •  Mejorar la postura corporal: Si fortalecemos nuestros músculos abdominales mejoraremos nuestra postura, manteniendo el cuerpo recto. Si no nos concienciamos de ello y nuestros abdominales permanecen flácidos, tenderemos a doblar la espalda y nuestros hombros.
  •  Combatir la flacidez: Mejora nuestro tono muscular mostrando unos abdominales más tersos y un abdomen plano
  •  Eliminar la hinchazón: Mediante estos ejercicios conseguiremos eliminar exceso de líquidos en nuestro cuerpo y regularemos el intestino, consiguiendo vencer al estreñimiento.
  •  Evitar el dolor de espalda: Si no presentamos problemas en la columna vertebral, conseguiremos fortalecer nuestra espalda sin problemas, De lo contrario, si ya padecemos cierto tipo dolor, deberemos realizar ejercicios específicos que nos ayuden a combatirlo y no agravarlo.

 Hemos de prestar gran atención a una correcta ejecución del ejercicio porque la espalda puede sufrir en exceso de manera innecesaria.

Por tanto, lejos de centrarnos exclusivamente en la realización de abdominales, hemos de saber combinarlos con una dieta adecuada que nos permita incrementar sus efectos y así conseguir un abdomen terso y tonificado.

Como ocurre con cualquier ejercicio, hemos de realizarlo con la técnica adecuada, que no nos cargue la espalda y pueda provocarnos lesiones.

TU ABDOMEN COMO SEGUNDO CEREBRO.

Seguro que has escuchado muchas veces que las sintomatologías del abdomen proceden de “nervios “o “estrés”: hoy te desvelaremos estos rumores tan difundidos, basándonos en pautas científicas y en algunos estudios realizados.

La red neuronal del abdomen, influye en tus pensamientos, incluso puede regular tu sueño y claro está, tu estado anímico.

Recuerda la primera vez que te enamoraste, o los nervios antes de un examen… ¿Qué le pasa a tu abdomen? Se cierra tu estomago…y ello es debido a la red neuronal de la que hablamos y que provoca que muchos científicos le llamen “el segundo cerebro”
Michael Gershon, investigador de la Universidad de Columbia, en los Estados Unidos, explica que, conocido técnicamente como sistema nervioso entérico, el segundo cerebro está compuesto por capas de neuronas ubicadas en las paredes del tubo intestinal, y que contiene unos 100 millones de neuronas. Por tanto, podemos afirmar, que el cerebro núcleo de nuestro cuerpo está íntimamente conectado al que tenemos en el abdomen.

Sin embargo, hay que saber diferenciar esto, no estamos hablando de que el abdomen piense como nuestro cerebro, sino que lo que piensa nuestro cerebro, se focaliza en el abdomen.

Algunos científicos determinan que en un futuro debe de expandirse la psicología y psiquiatría a estudiar no solo el cerebro si no también este campo, abogan por que enfermedades como el cron, son debidos a problemas cerebrales.

Por tanto, nuestro estomago es una red extensa de neuronas, casi cien millones, en nuestro sistema digestivo, se produce y almacena la mayoría de serotonina, la función esencial es absorber los aportes nutricionales, esa misma serotonina es el que se genera en nuestro cerebro superior y de la que depende todo nuestro humor y nuestro bienestar.

APRENDE A ESCUCHAR TU ESTOMAGO.

Por tanto de todo lo dicho anteriormente, podemos deducir la importancia que tiene saber escuchar nuestra zona abdominal, los ruidos, el dolor…porque seguramente nos esté dando señales de que algo pasa o de que algo va mal. La famosa hormona de la felicidad está en nuestro estómago y por ello depende nuestro estado de ánimo de él. Si aprendemos a escucharlo y a tratarlo nos sentiremos mucho más equilibrados.

¿CÓMO TRATAR TU ESTOMAGO?

Hoy en día , han aumentado las enfermedades que provienen de esta zona, y es que aumenta el nivel de estrés y de preocupación en nuestra sociedad, se ha verificado que la persona que se hace masajes , sabe escuchar su abdomen y come mejor es una persona más sana más feliz y sobre todo, más equilibrada.

Por ejemplo, pensemos en un estreñimiento continuado puede pasar por una preocupación o por situaciones de continuo estrés.

Hay que mimar y cuidar tu zona abdominal, más concretamente tu estómago, ¿Qué cómo lo haces? Es muy sencillo, recuerda que tus neuronas estomacales, producen sustancias que nos pueden ayudar a relajar los músculos e incluso a conciliar nuestro sueño.

Te dejamos algunos consejos:

  • Si vas mal al baño, incluye en tu dieta más fibra, cereales, pan integral… e intenta no ir con prisas ,tomate tu tiempo hasta que intentes regular tu intestino , muchas veces, el estreñimiento no es más que síntomas de nervios.
  • Come bien, aunque parezca un tópico, es muy importante comer bien y saber lo que comes, tu estomago lo nota pues el procesa tu alimento y a veces sufre alteraciones o inflamaciones no debidas.
  • Evita alimentos que producen gases o flatulencias, por ejemplo las verduras como el guisante, la lechuga o la cebolla.
  • Intenta mimar tu abdomen haciéndote suaves masajes con aceite durante la noche, eso te calmara algunos dolores y ayudara a ponerse en marcha.
  • Ejercita esa parte de tu cuerpo, es muy importante trabajar la zona abdominal no solo para fortalecer por estética, sino que al hacerlo vas a notar mejoría en muchos aspectos también digestivos.
  • Haz respiraciones, cuando te viene el cansancio a mitad de tarde o noche, relájate, para unos minutos, cierra los ojos e intenta hinchar tu abdomen tomando aire y relaja y exhala lentamente por la boca, notaras como se relaja y cómo te sientes mejor.

ABDOMINALES Y FITNESS.

Seguro que si eres monitor de fitness o estas relacionado con el mundo de deporte, estarás cansado de que todo el mundo focaliza su esfuerzo en tener “tableta” en poco tiempo, realmente siempre que se habla de abdominales, nos imaginamos lo puramente estético, sin embargo hoy quitaremos fundamento a esa ideología y asentaremos algunos pilares más que fundamenten que no solo sirven para enseñarlos. Ahí van:

  1.  Esa zona es fundamental para partir de una posición correcta, al endurecerla, todos tus movimientos partirán de ahí y tu alineación corporal y equilibrio lo notaran, piensa en disciplinas como Pilates que todo procede del cuore o fuerza abdominal.
  2.  Tu respiración, también se verá beneficiada por el fortalecimiento de esta zona, haciendo que tu respiración sea cada vez mejor y más profunda.
  3.  Si fortaleces esta zona, tus músculos internos también se harán más fuertes, y evitarás hernias y problemas digestivos.
  4.  Espalda más sana. La zona abdominal, está conectada con la espalda y vértebras lumbares, lo que permite equilibrar el apoyo muscular, el fortalecimiento de esta zona te ayudara con el dolor lumbar y también dorsal.
  5.  Te ayudará a realizar a actividades cotidianas, como coger peso o simplemente respirar, nadar o cualquier tipo de actividad.
  6.  Tu figura se verá más estilizada, al tener un vientre más plano tu figura parecerá más larga y más estilosa.
  7.  Mejorará tu digestión, y claro está con ello mejoraras el estreñimiento y muchos otros problemas más.

¿POR QUÉ SE ACUMULA LA GRASA EN LA ZONA ABDOMINAL?

Nuestro cuerpo, dispone de una reserva de energía por lo que pueda pasar, es decir, aprovecha los excesos que realizamos para acumular pequeñas cantidades de grasa y protegernos de ciertas enfermedades, del frio o simplemente, para utilizar esa energía para sobrevivir a determinados esfuerzos.

La grasa que se acumula en nuestro abdomen, presenta múltiples problemas, como por ejemplo problemas de hígado, se obstruyen las arterias, colesterol o aumentan los ritmos cardiacos.

Habitualmente nuestro cuerpo dispone de una “reserva energética”, es decir, aprovecha los pequeños excesos de grasa para para protegernos de cambios climáticos, y utilizar esa energía.

Para ello, es esencial que sepas que existen determinados alimentos que ayudan a reducir tu abdomen y que queman rápidamente, ¿quieres saber cuáles son?

  1. Aceite de oliva
    Este aceite tiene multitud de propiedades, absorbe rápidamente los nutrientes y reduce los niveles de colesterol, ideal para reducir la grasa abdominal.
  2.  Cítricos
    Naranjas, limones, pomelos…pruébalos en ayunas y con agua caliente, además de ser potente quema grasa, notarás como activas todos tus músculos en pocos segundos.
  3.  Frutas con agua, típicas de verano.
    Pensemos en el melón o la sandía, o la piña, a portan mucha agua lo que son muy diuréticas y te reducirán el hinchazón abdominal a la vez saciándote.
  4. Frutos secos
    Como nueces, o almendras, intenta incluirlas en poca cantidad en tus dietas como por ejemplo en ensaladas para acompañar, son ricas en omega 3 y evita que se acumule la grasa.
  5. Tés
    En general cualquier tipo de té reduce la grasa, pero mejor si es el té verde, es un excelente aliado contra el cáncer y además reduce la absorción de azúcar en nuestro organismo reduciendo a si la grasa acumulada.
  6.  Canela
    Potente quema grasas, acelera el metabolismo enormemente, prueba a mezclarla con miel y unas gotas de limón y prueba a hacerlo en ayunas.
  7. Salmón
    Fuente esencial de Omega 3 y proteínas, activaba el metabolismo y evita que la grasa se acumule en el abdomen

¿QUÉ EJERCICIOS REALIZO PARA REDUCIR MI GRASA DEL ABDOMEN?

Sin duda, los abdominales, son un punto clave para perder esa grasita de más, te damos algunos consejos que además puedes combinar con algo de ejercicio aeróbico lo cual sería ideal para quemar más rápidamente.

Apoya tu espalda en una colchoneta y coloca tus manos detrás de la nuca, cuida mucho de que tus codos estén hacia afuera y no hacia dentro, levanta tu torso hasta escapulas haciendo una ligera flexión cervical -dorsal intentando hacerlo lo más lento posible, también puedes probar extendiendo tus brazos, estando bien largos arras del suelo.

Puedes hacer las series y repeticiones que quieras, teniendo en cuenta que más vale que sean pocas pero intensas.

Otro ejercicio para trabajar tu abdominal, es la plancha, sitúate boca abajo apoyando brazos a la altura de tus hombros y apoya deditos de tus pies, colocándote en una perfecta tabla , aguanta en esa posición apretando tu abdomen por lo menos 20 minutos, sentirás como tiembla esa zona que está trabajando, cuidado al subir tus hombros, debes de tener mucho cuidado en esta posición y no poner demasiada tensión en ellos.

La plancha también puedes combinarla balanceándote tus pies de delate a detrás para darle algo más de intensidad.

Recuerda, que en estos ejercicios, juega un papel importante tu entrenador personal que te puede hacer las series acopladas a tu forma física y a tu dieta.

Otras consideraciones a terner en cuenta

El aspecto físico es importante, pero los efectos que provocarán sobre nuestro organismo lo son más, tal y como hemos comentado, por lo que hemos de incluir en nuestra rutina el ejercicio de nuestros abdominales sin que haya ninguna excusa para dejar de hacerlos.

Como conclusión recuerda que siempre es necesaria una perfecta ejecución en tu movimiento, como verá, la cuestión del abdomen no es solo un tema estético, si no que hemos podido comprobar la infinidad de cosas que mejoran cuando no acumulas grasa en esa zona, ¡Ponte en forma y empieza!

Fuentes

  • ;https://canalelsalvador.wordpress.com/2012/10/21/un-segundo-cerebro-funciona-en-el-abdomen-y-regula-las-emociones/
  • http://www.muyinteresante.es/curiosidades/preguntas-respuestas/es-el-estomago-el-segundo-cerebro-301367310676
  • https://mejorconsalud.com/grasa-abdominal-10-alimentos-para-combatirla/