Usted se encuentra en: »

Functional Training, ¿Existe?

 

Hace algunos años que venimos hablando de Entrenamiento Funcional, y en nuestro afán de categorizar, quisimos diferenciar este tipo de entrenamiento del “analítico” o “clásico”  con el discurso de que el entrenamiento funcional es aquel que tiene una “funcionalidad”  en el objetivo perseguido, frente a ejercicios más genéricos o anticuados.

 

Pero mas allá de la visión separatista de lo que vale o no vale,  hemos evolucionado el término F.T. y modificado su enfoque hacia FACILITADOR de TRANSFERENCIA, es decir, aquel entrenamiento que nos permite aproximar cada ejercicio a su máxima transferencia.

 

El entrenamiento es una permanente búsqueda de transferencia que nos permita agilizar la consecución del objetivo, y por lo tanto, ya que se pueden encontrar muy diversos caminos para llegar a un objetivo, no se puede decir categóricamente que un ejercicio esta carente de ninguna funcionalidad, puesto que alguna funcionalidad puede que tenga. El problema es si esa funcionalidad tiene transferencia o no, si esta cercana o tan distante que nunca llegaremos a verla.

 

Por ejemplo, un corredor de running que necesita mejora la fuerza en sus piernas podríamos:

 

Clásico:

-          Extensiones cuádriceps en maquina

-          Prensa

-          Femoral tumbado máquina

 

F.T. (Facilitador Transferencia):

 

-          Pliometrías

-          Subidas a Cajón

-          Extensión de cadera en TRX

 

Concepto de transferencia:

 

Efecto que tiene la realización de un determinado entrenamiento (secuencia de ejercicios) sobre otra actividad deportiva diferente. Queriendo decir que cuando entrenamos de forma “Facilitadora” no debemos recurrir a repetir ejercicios iguales a los de práctica deportiva destinada, sino, ejercicios que sin ser una repetición de la técnica de competición, nos permita mejorarla.

 

Como casi siempre, en el ámbito deportivo nos vamos a encontrar con el “dilema” de saber si estamos provocando una TRANSFERENCIA positiva o negativa?

 

La transferencia deseada, la positiva, es aquella que nos permite mejorar el gesto deportiva o el desempeño competitivo sin haberlo entrenado..

 

En cambio la transferencia negativa, es aquella , que sin ser conscientes nos perjudica en el desempeño deportivo o la competición.

 

 

A QUIEN VA DIRIGIDO?

 

A cualquier persona, con cualquier tipo de objetivo definido, por ejemplo:

 

-          Pérdida de grasa, donde trataríamos de enlazar una secuencia de ejercicios/entrenamientos/métodos que nos permitieran encontrar una transferencia mas directa efectiva que los métodos tradicionales.

-          Persona mayor que requiere de una mejora del equilibrio para evitar caídas y lesiones.

-          Deportistas de élite

-          Niños

-          Opositores

-          Readaptación de lesiones

-          Profesionales/bomberos/policías/militares

 

DONDE SE PUEDE REALIZAR?

 

La principal ventaja es que no necesita ninguna instalación especial, sin apenas material específico, y en cualquier parte, se puede realizar una entrenamiento de calidad, por supuesto conociendo en profundidad la biomecánica, fisiología y adaptaciones requeridas.

 

Un parque, hotel, casa, gimnasio, piscina, playa….con materiales muy básicos  (fitball, esterilla, trx, elástico,etc)

 

CUANDO SE PUEDE REALIZAR?

 

Hace algunos años, solo se concebía en parte de la pretemporada de deportistas profesionales, pero poco a poco ha ido adquiriendo su verdadera valía y prácticamente se usa  a diario y en cada entrenamiento, se ha convertido en el entrenamiento de base.

 

Puedes aprender más sobre el entrenamiento funcional en nuestro curso de Especialista en Functional Training