Usted se encuentra en: »

¿Qué practico, Yoga o Pilates?

¿Qué practico, Yoga o Pilates?

En alguna ocasión, nos hemos planteado la cuestión de realizar Yoga o Pilates, pero hemos de saber que ambas disciplinas tienen cosas en común, pero a la vez son muy diferentes.

Debemos preguntarnos cuales son nuestros objetivos para poder optar por una u otra.

Vamos a darte unas diferencias muy básicas con la finalidad de que puedan serte útiles a la hora de tomar tu decisión.

¿Por qué practicar yoga?

Por que practicar yoga

El yoga para mantener un buen estado físico que es enfoque más popular y realizado por los practicante de yoga occidentales, se centra sobre todo en la flexibilidad, la resistencia y la fuerza…. El entrenamiento físico suele ser la puerta de entrada que conduce a la mayoría de personas al mundo del yoga y el camino que después lleva a algunos a descubrir que es una disciplina espiritual profunda. Las posturas yóguicas son un excelente punto de partida y el camino que después lleva a algunos a descubrir que es una disciplina espiritual profunda.

Las posturas o asanas del yoga ejercitan todas las partes del cuerpo, estirando o tonificando músculos y articulaciones, la columna vertebral y todo el sistema óseo.

Los diferentes enfoques del yoga son:

  • El yoga como una forma de mantener la forma física y la salud.
  • Como un deporte
  • Como una terapia corporal.
  • Como un estilo de vida completo.
  • Como disciplina espiritual.

Los tres primeros enfoques que son los que nos interesan, se agrupan dentro del yoga tradicional.

Las posturas o asanas del yoga ejercitan todas las partes del cuerpo, estirando o tonificando músculos y articulaciones, la columna vertebral y todo el sistema óseo. Al liberar la tensión mental y física, las asanas también liberan grandes cantidades de energía.

 Los ejercicios de respiración yóguica, conocidos como Pranayama, revitalizan el cuerpo y ayudan a controlar la mente, dejándote calmando y renovado, en tanto que la práctica del pensamiento positivo y la meditación incrementan la claridad, el poder de la mente y la intensidad de la concentración.

¿Por qué practicar Pilates?

¿por que practicar Pilates?

El método Pilates cuyo fundador fue de Joseph Pilates, y el cual definió como “Contrologia”, trata de crear una conciencia y escucha a nuestro cuerpo.

Su práctica mejora la postura, estiliza el cuerpo y fortalece la zona del abdomen y la cintura (el centro), corrige y mejora dolencias en nuestra columna.

El objetivo es crear movimiento seguros, articulaciones sanas y una musculatura que permita estabilizar al cuerpo.

 La utilización de la respiración intercostal de una manera correcta, junto con la concentración en la musculatura o zona del cuerpo que vamos a trabajar, así como el fortalecimiento de la estructura del suelo pélvico y el control del centro “power house”, disminuye el stress en nuestro sistema muscular y óseo, que junto a la respiración intercostal que es la utilizada, lleva al movimiento de una  forma fluida y precisa.

Principales diferencias entre ambas disciplinas

 1.- El Yoga a diferencia de otras disciplinas deportivas es que no solo inciden sobre la estructura corporal sino también sobre los órganos internos, glándulas y nervios, manteniendo todo el sistema orgánico en perfecto estado. Además al liberar la tensión mental y física, las asanas liberan grandes cantidades de energía.

Estos ejercicios de posturas estáticas, te ayudan a controlar el peso, reducir el stress, se convierten también en ejercicios de concentración y meditación.

2.- El Pilates es un método de entrenamiento físico, donde cada ejercicio tiene una pauta de movimiento para respetar el equilibrio entre las diferentes estructuras corporales. Josep Pilates dijo “La mente moldea el cuerpo” esta es la esencia del Pilates, la atención y concentración en las acciones musculares que se activan, para dirigir los movimientos de un forma estabilizada y alineada. La respiración utilizada es importante para la ejecución del movimiento.

 Suelen ser ejercicios isométricos, tiene más que ver con las pesas que con el yoga, ya que utiliza resistencia.

Principales elementos comunes a destacar

  • Son disciplinas conocidas por la repercusión que tienen en nuestro sistema muscular, óseo así como nos ayuda a liberar el stress.
  • La respiración juega un papel muy importante, aunque es utilizada de forma distinta.
  • Ambas disciplinas utilizan elementos que refuerzan la intensidad del ejercicio o nos sirven de apoyo a otros.
  • Son disciplinas adecuadas para fortaleces el cuerpo y ganar flexibilidad.

Como sabemos, en Pilates se centra en unos principios básicos basados en tonificación, concentración, fluidez, respiración y sobre todo, equilibrio y fuerza abdominal, no obstante el Yoga se centra más en tu consciencia interior, en la espiritualidad y en la flexibilidad, como sabemos en Pilates, la flexibilidad no es lo más importante pero sí que quizá la fuera que pongas en los ejercicios.

Dos disciplinas para rehabilitarte

En primer lugar, tienes que saber qué tipo de rehabilitación estas buscando ,de normal los médicos te aconsejan Pilates para algunos problemas físicos o dolores lumbares o de espalda en general , por ello, puedes aprender a separar entre la rehabilitación física y la psíquica, pues esta última sí que requiere la disciplina de Yoga.

Por todo ello, dependiendo del origen de tu problema y de que estés buscando exactamente, te será más aconsejable una u otra disciplina, para aprovechar más los beneficios de esa disciplina que se acoplen a lo que estas buscando.

¿Se puede bajar de peso con estas dos disciplinas?

Como bien sabemos son disciplinas similares pero no iguales, Pilates busca tonificar y conocer tu cuerpo mediante buena técnica y buen movimiento, lo que el yoga busca es encontrar tu paz interior con el movimiento, por tanto, te recomendamos que si lo que buscas es tonificar tu cuerpo, y sentirte más trabajado el Yoga no es lo tuyo, sin embargo, esta última te puede aportar más beneficios, como aumentar la flexibilidad.

Todos sabemos que tanto el yoga como el Pilates, ofrecen muchos beneficios, entre ellos, fortalecer y tonificar los músculos de nuestro cuerpo. Sin embargo, si lo que buscas únicamente es lo primero, el Pilates será el ejercicio más recomendado para ti ,ya que además de tonificar los músculos, podrás perder peso con la ayuda de las máquinas que se utilizan ,así como las posiciones.

Quiero paz interior y concentración.

Yoga es conocido por estos granes beneficios , por el nivel mental de concentración que puedes alcanzar , por ayudar a cambiar tu forma de pensar, tu sistema nervioso, e incluso tu forma de pensar, es un modo de depurar tu organismo , de renovar tu energía y de sentirte renovado , incluso ,es un modo de controlar tu organismo a nivel hormonal.

En ocasiones, las lesiones que padecemos proviene de enfermedades mentales, estrés o por puro nerviosismo, siendo el Yoga una actividad muy especialista en solventar esta clase de problemas.

Además si buscas espiritualidad, Pilates no es lo tuyo, el Yoga implica espiritualidad y concentración, sin embargo, si buscas algo en común, se trata de la alineación del cuerpo y del poder que ambos confieren para conocer tu cuerpo.

¿Cuáles son los orígenes de estas disciplinas?

El origen también es distinto, para muchas personas es importante saber su origen, podemos explicarlo de forma breve;

Yoga es una disciplina muy antigua, exactamente surgió hace casi 5.000 años en la India, francamente su origen es muy incierto y todavía no existe una creencia clara al respecto, se creó para mejorar la mente, el cuerpo y el espíritu.

¿Para qué se suelen utilizar?

Si aún no lo tienes claro, vamos a intentar explicarlo, es normal que tengas dudas al respecto, incluso hay personas que todavía piensan que es lo mismo, y acaban metiéndose en una clase de Pilates pensando que van a relajarse y meditar, o bien en una clase de Yoga pensando que van a trabajar más de lo normal, por tanto, vamos a intentar aclarar determinados aspectos.

A pesar de que los ejercicios de ambas dos, son muy similares, ambos poseen movimientos que incluyen fuerza, flexibilidad y se basan en la higiene postural.

Sin embargo, como hemos estado diciendo, si tu objetivo principal es tratar tu mente, nerviosismo, o las emociones, plantéate hacer Yoga, si por el contrario, eres más dinámico y buscar hacer algo más de deporte.

¿Se utiliza la respiración de igual forma?

En ambas disciplinas es algo muy esencial y básico, para poder trabajar correctamente, por tanto, es muy importante que tomes consciencia de ella, y sepas practicarla como es debido, ya que es bastante diferente la respiración en Yoga y en Pilates.

La respiración en Pilates se trata de una respiración intercostal, tu aire tiene que difundirse hacia la parte baja de tu espalda, para ello, es necesario aplanar todo lo que se pueda el abdomen, inhalar por la nariz, exhalar por la boda despacio, sin bloquear el aire.

En segundo lugar, en el Yoga, la forma correcta de respirar es empujar el abdomen hacia fuera en la inhalación, y dejarlo volver hacia adentro en la exhalación, como vemos nada que ver con Pilates.

¿Cuál es el más adecuado para mejorar la flexibilidad y la fuerza?

Ambas disciplinas son geniales para conseguir tener más flexibilidad, sin embargo, son distintas, el estiramiento y las poses estáticas, son propias del yoga, sin embargo, Pilates, se centra más en el movimiento con el musculo contraído, para más tarde estirarlo.

Por otra parte, si lo que quieres es mejorar la fuerza, Pilates es lo tuyo, pues su fin es la búsqueda del ejercicio perfecto a través de la fuerza de tu abdomen, o core.

¿Cómo se trabaja con cada una de ellas?

Las dos disciplinas, se trabajan sobre una colchoneta con una toalla como siempre , no obstante, el Yoga puede utilizar también mantas, además de correas para mejorar las posturas, sin embargo, Pilates trabaja sobre tu propio cuerpo , aunque es verdad que suele usarse de algún material como Fit ball, pelotas pequeñas, aros o los famosos Magic circle, bandas elásticas o picas.

Recuerda que en Pilates no solo existe el suelo , sino también la disciplina que se trabaja sobre maquinas.

Beneficios de Yoga y Pilates

Si aún tienes dudas, acerca de cuál es la disciplina que más se ajusta a ti, te explicaremos los beneficios de ambos.

Las posturas que vas a realizar en una clase de Yoga mejoran el equilibrio, la flexibilidad, limpia la mente, ayuda a relajarse y ayuda a manejar síntomas de estrés y de ansiedad, además, la mentalidad de la persona que practica Yoga también conlleva a depurar y eliminar toxinas del organismo cada equis tiempo, ingiriendo alimentos muy naturales.

Se trata de una disciplina que te va a ayudar a concentrarte en el día a día. La práctica de esta disciplina continuada , aporta muchos beneficios al organismo , por ejemplo , además de depurar y desintoxicar tu organismo , regula la presión arterial , mejora la respiración , el sistema inmunológico ,y produce un mejor bienestar , y estado de ánimo mejorando tu actitud en tu día a día.

Los beneficios de Pilates, son muy similares que los anteriores, pero algo distintos, aquí se trata más de endurecer y tonificar los músculos, de trata de alargar tu columna vertebral ,e mejorando tu postura pero fortaleciendo siempre tu core , es decir se trata más de fuerza que de flexibilidad.

El entrenamiento en Pilates, mejora muchos aspectos de tu vida, tales como el equilibrio, por ejemplo, pero uno de los más importantes y más conocidos, es que se utiliza para prevenir lesiones, entre ellas, previene y trata lesiones de espalda además de otras patologías como fibromialgia entre otras. Es ideal y muy recomendado por los médicos para problemas lumbares, de hombros, post operaciones, rehabilitación, hernias discales, etc

Conclusiones

Si lo que te atrae es una actividad física que repercuta en mente y cuerpo el Yoga te ofrece esto.

Si lo que te atrae es una actividad física, basada en un sistema de condicionamiento muscular que se centra ante todo en mejorar tu zona abdominal, el Pilates te ofrece esto.

Pues bien, como vemos los dos métodos son inmensamente beneficiosos para la salud y para el control del cuerpo.

Como conclusión diremos, que ambas actividades por el solo hecho de considerarse como tal, ya son saludables, y es que todo lo que implique movimiento sana a nivel físico y mental , nuestra recomendación ,es que escojas lo que mejor te convenga ,pero que no te quedes sin probar alguna de las dos, pues ambas tienen algo similar y siempre centrándose en algo esencial, mejorar tu condición física.

Y tú, ¿las has probado ya? ¿Con cuál te quedas?