Usted se encuentra en: »

Deporte contra el Cáncer

La Sociedad Americana del Cáncer, nos informa que según estudios publicados recientemente, aproximadamente la mitad de las muertes por cáncer, son perfectamente evitables mediante la práctica de hábitos de vida saludables. También insiste, en que la mejor arma para luchar contra esta lacra es la práctica deportiva. Sin duda los beneficios de un programa regular de entrenamiento, incluyen, el mantenimiento de peso, la mejora de la presión arterial y una actitud mental positiva, el ejercicio físico también logra detener la aparición de algunas enfermedades. Varios de esos estudios han demostrado que la actividad física, realizada de un modo regular, está relacionada con una menor incidencia de algunos tipos de cáncer, especialmente el de mama y el cáncer de colon, pero en otros muchos tipos es igualmente efectivo.

A continuación  vamos enumerar algunos de los tipos de cáncer más comunes y los beneficios que conlleva la práctica deportiva en este tipo de enfermedades. Sin duda otra muestra más para el optimismo en la lucha contra este enemigo común.

Cáncer colorrectal

Las personas que tienen unos hábitos de vida saludable, incluyendo la práctica de ejercicio moderado durante al menos 30 minutos al día, redujeron su riesgo de padecer cáncer colorrectal hasta un 23%. Estos estudios se realizaron en personas que mantenían estos hábitos saludables, por lo menos cinco años antes de su realización. Se realizaron con una muestra de 55.489 hombres y mujeres  de entre 50 y 64 años, estos sujetos  fueron seguidos durante un periodo de 10 años por el Instituto de Epidemiologia del Cáncer en Copenhague, quien extrae estas conclusiones.

Cáncer de Próstata

Aunque estos estudios no son tan concluyentes, algunos hallazgos sugieren una relación entre la actividad física y la reducción del cáncer de próstata, del tipo más agresivo. Los hombres que practican algún tipo de ejercicio regular a lo largo de sus vidas, mostraron un menor riesgo de contraer esta enfermedad o morir a causa de ella, que los que practican una vida sedentaria.  En este caso no se cuantifica la reducción, pero si es significativa. Esto lo afirma un informe realizado recientemente en El International Journal of Cáncer, también otro estudio de la Reviste Europea de la Epidemiologia, nos habla de los beneficios del ejercicio para este tipo de cáncer.

 

Cáncer de Mama

Un estudio publicado en Octubre por la revista Breast Cáncer Research, muestra que en las mujeres con antecedentes familiares de cáncer de mama, la práctica de tan solo 20 minutos de ejercicio más o menos moderado al menos cinco días a la semana, junto con un hábito de vida saludable lograban una reducción en la incidencia de esta enfermedad. También se demostró que las mujeres postmenopausicas, que seguían un programa de ejercicios moderado o intenso, mostraron cambios en sus niveles hormonales, que generaron proteínas que disminuían la incidencia de estos tipos de cáncer.

Cáncer de pulmón

Por supuesto que el mayor aliado de este tipo de cáncer es el tabaco y otros agentes externos como puede ser la polución o algunos hábitos poco saludables. Dicho esto hemos de añadir, que en este caso el deporte puede ayudar a reducir el riesgo de padecer cáncer de pulmón en fumadores,  exfumadores y por supuesto a las demás personas, que también pueden padecerlo, aunque en un menor porcentaje que los sujetos de riesgo. Son varios estudios los que coinciden en estas afirmaciones entre ellos el prestigioso  American Journal of Epidemiology, entre otros.

Cáncer de ovario

De acuerdo con un estudio publicado en la revista Cancer Causes & Control, y aunque se necesitan estudios adicionales, algunas evidencias sugieren un vínculo entre el deporte y un menor riesgo de cáncer epitelial de ovario (este se encuentra en las células de la superficie del ovario). Las mujeres que dedican la actividad física de alta intensidad con mayor frecuencia, tienen un riesgo menor de padecer cáncer de ovario invasivo en comparación con las mujeres que admitieron no mantener una actividad física regular.

Cáncer gástrico

La prestigiosa revista Cancer Biomarcadores de Epidemiologia y Prevencion, publica un esperanzador estudio que informa que las personas que practican un nivel moderado o intenso de actividad física, tenían hasta un 50 por ciento menos de riesgo de contraer esta enfermedad.

Otros estudios, sin embargo inciden en que el porcentaje de disminución de riesgo mediante la práctica deportiva, varía mucho dependiendo de otros factores como la dieta el índice de masa corporal y la altura.

Hemos visto aquí seis tipos diferentes de cáncer, que la investigación científica ha demostrado pueden ser vencidos en muchos casos por el deporte. Nunca es demasiado tarde para comenzar un programa de ejercicios y los beneficios para nuestro cuerpo son innumerables en este y otros campos de nuestra salud. La buena noticia es que no importa cuando comencemos, el deporte a cualquier edad nos va a producir salud y bienestar, eso es algo que se descubre rápidamente.